Las plantas requieren una cierta cantidad de nutrientes para desarrollarse adecuadamente y florecer no solo en abundancia sino también con calidad, y resistir por sobre todas las cosas a las heladas y a las sequías. Sin embargo, ¿qué debo abonar y cuándo? Si te encuentras un poco perdido con las tareas de jardinería, a continuación, te dejo un calendario anual de abonado.

Calendario anual de abonado

Quizás también te pueda interesar: Fertilizantes naturales para las plantas

Abonado de invierno

  • Cuando empiece el invierno, tendrás que realizar una labranza superficial para preparar el suelo.
  • A mediados del invierno, incorpora el abono químico y realiza un volteo del suelo.
  • Cuando termine la estación, abona los arbustos que florecen en primavera y en verano como, por ejemplo, las hortensias y los rosales.
  • A finales de la estación efectúa las podas que sean necesarias.

Abonado de primavera

  • Al empezar la primavera inicial, realiza un abonado del césped y aporta los abonos férricos que le dan color a las hortensias.
  • Al finalizar esta estación efectúa los abonados de cobertera y abona los arbustos, los árboles, el césped las plantas de temporada.

Abonado de verano

  • Cuando inicie el verano, completa el programa de abonado de cobertera para aquellas plantas que florecen y fructifican durante las estaciones de verano y otoño.
  • Con las temperaturas sea muy elevadas, no abones, sobre todo durante el agostamiento. En este período las plantas entran en un reposo momentáneo para protegerse del calor y algunos árboles suelen perder sus hojas como si fuera otoño.
  • Cuando finalice el verano, abona los rosales.

¿Cómo se aplica un abono de cobertera?

Remueve la tierra de alrededor de las plantas, tratando lógicamente de no perjudicar a la raíz. Para hacer esto puedes ayudarte con un rastrillo. Esparce el abono en capas, mezclándolo con la tierra y riega.

Abonado en otoño

Durante el otoño no es necesario realizar un abonado, pero si es un buen momento para preparar acolchado y proteger las raíces del frío, evitar la proliferación de malas hierbas y riqueza del suelo. Para hacer un acolchado deberás aplicar una capa de restos vegetales y, colocar seguidamente una segunda capa de materiales degradables como el papel o el cartón, procurando que estén muy bien desmenuzados. Tápalos con 6 cm de estiércol maduro y para finalizar cubre con una capa de elementos secos como paja, restos de madera, etcétera.

¿Qué te ha parecido este calendario anual de abonado? Deja tus comentarios.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta