Callistemon citrinus también conocido como Limpiatubos, Árbol del cepillo, Escobillón rojo o Limpiabotellas. Pertenece a la familia myrtaceae y es originario de Australia, Nueva Gales del Sur y Victoria.

Callistemon citrinus arbusto

Quizás también te pueda interesar: Griselinia littorals, arbusto ideal para zonas costeras

Características del Callistemon citrinus

Arbusto perenifolio de porte erecto y ramas arqueadas que puede alcanzar los 4 m de altura. Las hojas son lineales, lanceoladas, alternas y coriáceas, de un color verde grisáceo. La flor es roja que surge en racimos de unos 15 cm de longitud. Florece en la primavera y el verano. El fruto es una pequeña cápsula de 5 cm de diámetro que se aferra a las ramas.

Cuidados del Callistemon citrinus

Callistemon citrinus

Es una planta muy resistente, por lo que es ideal para formar grupos en el jardín o como ejemplar aislado. Siendo posible cultivarla en macetas o como planta de interior.

Este arbusto necesita de una exposición a pleno sol en el exterior. Ahora que si está en el interior requiere un lugar con mucha luz.

Es una planta capaz de tolerar heladas leves en el invierno. Aunque lo mejor es situarla en un lugar fresco con mucha luz y bien ventilado. Así que en climas fríos es mejor plantarla en paredes orientadas al sur y oeste.

En cuanto al suelo debe ser normal, permeable y de preferencia libre de cal. Le va muy bien el sustrato ácido, especialmente el que se utiliza para rododendros, fértil y bien drenado.

Es una planta resistente a la sequía. Sin embargo, es importante regar con frecuencia en el verano y muy poco en el invierno.

El abono debe ser cada año con humus o compost en el otoño.

La poda debe ser en los tallos que están muy largos tras la floración para ir dándole forma a la planta. Después de la primavera se debe podar las inflorescencias para conseguir una mejor floración en el otoño.

El trasplante y la plantación en el lugar definitivo es conveniente hacerlo en la primavera.

La multiplicación se lleva a cabo por medio de semillas, las cuales germinan sin mayor dificultad, pero la descendencia es muy dispar y muchas de las plantas no dan flor. Otro método de propagación es el de estacas con hojas de madera, que pueden enraizar con gran facilidad.

Las plagas que pueden dañar esta planta son el pulgón, la cochinilla algodonosa y la araña roja. Para ello habría que utilizar productos específicos para poder acabar con ellos.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta