Ciertas plantas no pueden subsistir con el agua calcárea. Y es que es el tipo de agua que se tiene en muchas partes del mundo, como por ejemplo en la región mediterránea.

La mejor agua para las plantas, es el agua de lluvia, pero no en todos los sitios llueve lo suficiente como para poder utilizarla durante todo el año.

Así que habría que saber cómo acidificar para mejorar el agua de riego rápidamente para tenerla en todo momento.

Acidificar-agua-de-riego

Plantas que requieren agua de riego ácida

Son muchas las especies que requieren este tipo de agua como por ejemplo:

  • Acer palmatum
  • Liquidambar sp
  • Pieris sp
  • Gardenia sp
  • Hydrangea sp
  • Lagerstroemia sp
  • Rhododendron sp

Pero si tienes duda, basta observar las hojas de las plantas. Si se empiezan a ver cloróticas, es decir con los nervios muy marcados, de color verde pero el resto de la hoja se torna de un tono amarillento, es porque requiere con urgencia hierro o magnesio.

Para evitar el problema, se recomienda usar sustratos con pH bajo de entre 4 y 5, máximo 6,5, abonar con abonos para plantas acidófilas en la primavera y el verano y acidificar el agua de riego.

Cómo acidificar el agua de riego

Si se tienen muchas plantas que requieren este tipo de agua, no habría que complicarse mucho. En realidad solo habría que poner en práctica estos sencillos consejos para acidificar el agua de riego.

Acidificar-agua-plantas
  1. Uno de ellos consiste en verter el zumo de ½ limón a 1 l de agua. Remover bien para que se mezcle por completo.
  2. El segundo es mezclar 1 cucharada de vinagre a 1 l de agua hasta integrar por completo.
  3. El tercero consiste en llenar un cubo con agua, dejarlo reposar durante toda la noche y al día siguiente usar el agua de la mitad superior, ya que no tendrá tantos metales pesados. Este truco solo servirá si el agua del grifo no tiene un pH demasiado alto. Si no sabes que pH tiene el agua, puedes conseguir unas tiras de pH o un medidor digital.

Los ácidos más utilizados para bajar el pH del agua

Existen algunos ácidos que sirven para mejorar la calidad del agua. La adición de ácidos en el agua tiene como objetivo primordial el corregir el pH del agua para poder neutralizarla.

De igual forma, sirve para poder aportar una gran cantidad de nutrientes a los cultivos. Con esta concentración no se producen daños en los mismos y se baja la solución a un pH de 5.5 a 6.5, siendo ligeramente ácido.

Los ácidos más utilizados para acidificar el agua de riego son el fosfórico, el sulfúrico y nítrico. El sulfúrico es el más empleado por ser el más económico, aunque los anteriores se usan en horticultura protegida debido a que tiene la función de acidificar el suelo y aportar nutrientes.

Cómo elegir que ácido utilizar

Para poder elegir el ácido que se va a utilizar, habría que considerar ciertas características: que sea un ácido de fácil uso, que sea seguro y que tenga un bajo costo pero que aporte suficiente para la planta.

Para mejorar la calidad del agua suelen emplearse como materia prima para la producción de fertilizantes nitrogenados, aunque también sirve para disminuir el pH del agua. Por lo regular se emplea el ácido de grado industrial mientras que para laboratorio el grado reactivo.

La calidad del agua para el uso agrícola

La calidad del agua para el uso agrícola es uno de los aspectos primordiales, ya que repercute en el crecimiento y desarrollo de los vegetales.

En la actualidad, el agua que se utiliza en el sector debe ser de gran calidad de poder prevenir inconvenientes que se presenten en el sustrato suelo. La mayoría del agua que se utiliza en la agricultura está destinada al riego y a la fertiirrigación.

Problemas que se relacionan con la calidad del agua

Dentro de los problemas que se relacionan con la calidad del agua suelen ser: sodicidad, salinidad, alcalinidad y toxicidad por iones específicos. Todas estas limitaciones en el agua se puede medir con parámetros. Dichos parámetros son conductividad eléctrica, pH, relación de la adsorción de sodio y concentración de elementos potencialmente tóxicos.

Los bicarbonatos y los carbonatos son los que se encuentran presentes en el agua y si se incrementa la concentración, también puede aumentar el pH.

Problemas-del-agua

La alcalinidad y el pH del agua

La alcalinidad y el pH del agua son factores relacionados entre ellos pero no llegan a ser lo mismo. La confusión entre un pH alto y una alta alcalinidad se debe a que el agua es llamada agua alcalina. También se dice que tiene una alta alcalinidad, si tiene una alta concentración de bases.

Existen algunos problemas cuando se usa el agua con alta alcalinidad en un sistema de riego sin ningún tipo de tratamiento previo. Existe el riesgo de taponamiento de los goteos debido a que los bicarbonatos precipitan los cationes que están presentes en el agua y forman compuestos de baja solubilidad como es el bicarbonato de calcio, el sodio, el carbonato de calcio y el magnesio.

Además, un pH en el agua demasiado elevado, afecta la disponibilidad de nutrientes que precisa la planta como el hierro, el magnesio y el zinc.

Ahora que ya se ha despejado más sobre cómo acidificar el agua y la función que tiene para el riego de las plantas, no está de más llevarlo a cabo para asegurar la salud de nuestras plantas. Para complementar la información, conoce cuáles son las aguas para el riego.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí