Como ocurre en todos los animales, la base para un óptimo desarrollo va a depender de una buena alimentación. Las gallinas no serán la excepción, por lo que es necesario conocer seguir ciertos consejos para los concentrados caseros.

Concentrados caseros

No dejes de leer: Ventajas del uso de casetas para gallinas ¡Presta atención!

Recomendaciones para proporcionarle alimento a las gallinas

  • La alimentación es muy importante para que se desarrolle correctamente. Sin embargo, es preciso estar al pendiente de los parásitos y enfermedades que puedan presentar.
  • Para poder evitar enfermedades, es necesario proporcionarles agua limpia y los bebederos deberán limpiarse al menos dos veces al día.
  • Cuando se lleve a cabo un concentrado casero, este deberá proporcionarse en un período largo para que las gallinas se vayan acostumbrando
  • Los granos que se le van a dar, deberán estar bien molidos para evitar una extra de energía de las gallinas y tarden muchísimo más en procesar el alimento.
  • Los concentrados caseros deberán tener la misma proporción de proteína, ya que al reducirla, las gallinas suspenden la postura.
  • Es importante recalcar que el azúcar y la sal se vierte al último para evitar que se endurezca.
  • El concentrado deberá humedecerse para evitar que tengan mala digestión.
  • Antes de usar cualquier cereal, cáscara o grano deberán exponerse al sol y proceder a molerlos para evitar algún tipo de intoxicación en las gallinas.
  • Los concentrados deben guardarse en un lugar seco a temperatura ambiente para evitar que se endurezca.

Ingredientes básicos para hacer concentrados caseros

Concentrados caseros gallina

Los ingredientes primordiales para elaborar los concentrados para estas aves son las hojas secas como el gandul, la yuca y el cahulote, los cereales como el sorgo y el maíz, las legumbres como el frijol o cualquier tipo, las frutas, la sal mineral o común y las cáscaras de huevo.

Cómo se realiza el concentrado casero

  • Como reglar general, es primordial pesar las cantidades.
  • Tostar los granos.
  • Las hojas se deberán exponer al sol para que se deshidraten y se tuesten.
  • Tostar las cáscaras de huevo.
  • Moler el grano y el cereal.
  • Deshacer las cáscaras de huevo y las hojas.
  • Mezclar los ingredientes hasta homogeneizar.
  • Agregar la sal y mezclar de nuevo, pero sin excederse.

Cabe mencionar que los concentrados caseros de gallinas van a resultar benéficos en la productividad y lo económico.

Por lo que es buen momento de considerarlos, así que obtén los ingredientes y ten un buen arsenal desde ya.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí