El albaricoquero o duraznero (Prunus americana) pertenece a la familia de las rosáceas, el cual es originario de Asia Central. De una longevidad de entre 40 a 45 años de edad. Hoy en día existen muchas variedades que son capaces de adaptarse a distintos climas.

Albaricoquero cuidados

Quizás también te puede interesar: Árboles frutales que se pueden cultivar en maceta 

Cuidados del duraznero o albaricoquero

El árbol de albaricoque requiere de un lugar a pleno sol, protegido del viento para que sus frutos se desarrollen mejor. Así que si se tiene en una región con duros inviernos, es preferible tenerlo contra una pared orientada al sur.

El sustrato ideal es el arenoso, aunque también le van bien los neutrales o calcáreos, pero debe estar bien drenado. No soporta el exceso de humedad.

Es mejor plantarlo a principios del invierno en un período de latencia. Sin embargo, se puede proceder a una plantación en la primavera, luego se debe asegurar de activarlo con un buen riego.

Cultivo del duraznero o albaricoquero

Albaricoquero

Con el objetivo de optimizar la fructificación, es necesario rastrillar la tierra al pie del árbol, asegurando no dañar las raíces. Además, requiere de compost o estiércol descompuesto.

El albaricoquero no requiere ser regado, a menos que existan períodos largos de sequía. Mientras que en maceta, se debe asegurar que seque la tierra entre riegos.

La poda se realiza fuera de los períodos de frío con el fin de poder equilibrar el árbol. Para ello se deben quitar las ramas frágiles hacia el interior y mantener una forma aireada.

La elección de un portainjerto es esencial. De hecho va a poder adaptarse al clima, suelo y la forma que se le quiera dar al árbol. Incluso la operación va a ayudar a fortalecer la planta contra enfermedades.

La floración del duraznero o albaricoquero con sus flores de color rosa-blanco se lleva a cabo entre febrero y abril, según la región. Así que es preciso un clima húmedo por las noches de la floración para la polinización.

Un duraznero puede dar entre 30 y 50 kg de fruta de buen tamaño y color. Para corroborar su madurez, se debe apretar ligeramente entre los dedos, si se marcan los dedos levemente están listo para cortar.

El albaricoque está sujeto a diversas plagas y puede ser afectado por algunas enfermedades. En particular el enrollamiento del durazno se debe por el hongo Taphrina deformans, el cual puede dañar de manera significativa e incluso alterar los frutos.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta