Hedera canariensis también conocido como Hiedra canaria, Hiedra de Canarias, Yedra canaria o Yedra matizada. Pertenece a la familia de las Araliaceae, que está conformado por unas 15 especies de plantas trepadoras. Es originario del Norte de África, Islas canarias, Japón, Asia central y Europa.

No dejes de leer: Conoce los cuidados del Nuphar luteum o Nenúfar amarillo

Características de la Hedera canariensis

Arbusto trepador de crecimiento rápido con tallos en tono rojizos.

Las hojas son grandes, lustrosas, perennes y ovado-triangulares, de peciolos rojos.

Las flores son pequeñas, que surgen en umbelas, de color amarillo-verdoso. Florece a finales del verano e inicios del otoño.

Los frutos son en forma de baya, de color negro.

Cuidados de la Hedera canariensis

Es una especie que se usa como planta cubridora de vallas, muros y pérgolas, así como planta de interior en macetas y jardinerías.

Puede estar expuesta al sol, sombra o semisombra. Pero es necesario que este algunas horas al sol directo.

Es capaz de resistir las heladas si se encuentra protegida.

En cuanto al suelo, prefiere que este un poco alcalino y bien drenado. Para ello, habría que mezclar tierra de jardín con cal e incorporar 1/3 de arena.

El trasplante de podrá realizarse cada 3 años en la primavera. Para su plantación deberá ser en el lugar definitivo en la misma época.

La poda podría llevarse a cabo en cualquier época del año para controlar el crecimiento. Ahora que si no se hace, podría convertirse en planta invasora. Aunque por lo regular se hace a finales del invierno.

El abono puede hacerse una vez al mes durante la primavera y el verano con un fertilizante mineral.

Es un ejemplar resistente a plagas, sin embargo puede ser susceptible al ataque de los pulgones si es que llegasen a sufrir de sequía.

Se propaga por medio de esquejes en la primavera o el verano. Se pone a enraizar en arena o agua.

Así que este ejemplar podría enmarcar aquel muro de manera espectacular. Ahora que si ya tienes la dicha de tenerlo, no dejes de darnos un par de consejos.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta