El hurón es un animal pequeño que suele pesar de uno a dos kilos. Además, puede integrarse a la vida de casa sin ningún problema. Por lo que convendría saber los cuidados necesarios para quien desee tenerlo como mascota.

Hurón cuidados

Quizás también te pueda interesar: Plantas tóxicas para perros y gatos

El hurón y sus cuidados

El hurón es un animal que resulta eficaz para el control de plagas, pero es considerado como una mascota exótica. Al educarlo de joven puede adoptar hábitos hogareños, convirtiéndose en un miembro más. Así que por ello es importante tomar las medidas necesarias para que este sano y feliz.

Hogar. El animal precisa de una jaula amplia, de preferencia que sea de fondo blanco y con espacios separados para su actividad y descanso. Además, esta debe limpiarse y desinfectarse con agua y detergente neutro. Una buena estrategia es que el animal haga sus deposiciones en un sitio específico que contenga arena.

Alimentación. Al ser un animal carnívoro, el alimento se basa en proteínas. El pienso especial para hurones es ideal para su dieta. Lo que se recomienda es no darle carne cruda, ya que las bacterias puede ser dañinas para su salud. Incluso es bueno incorporar vitaminas, pero para ello es mejor preguntarle al veterinario por cuáles. También habría que considerar la ingesta de fibra en un 5% para que favorezca su digestión.

Calor. La sensibilidad que tiene este animal ante el calor puede causarle daño, ya que puede sufrir golpes de calor al no ser capaz de termorregularse. Por ello, es primordial que no le falte agua y botellas de agua congelada en su jaula para esos días calurosos.

Hurón

Actividad física. Se puede sacar un rato de la jaula, siempre y cuando no este expuesto a peligros como enchufes, cables, balcones, etcétera. Lo mejor es que tenga una correa para poder pasearlo.

Limpieza. Es un animal que requiere de una limpieza de oídos, un baño de vez en cuando y el corte de uñas de forma regular. Además, precisa de controles periódicos con el veterinario, así como sus vacunas y desparasitantes.

El educar a un hurón lleva su tiempo y paciencia. Así que si ya lo has pensado bien, puedes adoptar a tu nuevo miembro de la familia. Pero recuerda que no es una cosa y que requiere una gran responsabilidad y muchos cuidados para que crezca sano y fuerte ¿Te gustan?¿Te animas por uno?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí