El número de plagas y enfermedades del patio que puedes encontrar puede ser realmente apabullante. Pero, al igual que con las plagas de las plantas de interior, pueden controlarse con productos aptos para su uso en el patio.

caracol enfermedades del jardin

Quizás también te pueda interesar: Conociendo a los enemigos de las plantas

Plagas y enfermedades del patio que deberías conocer

  • Tijeretas: estos insectos con pinzas en el extremo de su cuerpo suelen vivir habitualmente debajo de los recipientes del patio, donde desarrollan su existencia alimentándose del estado de descomposición. No obstante, pueden provocar diversos problemas. Para controlar las tijeretas, deberás utilizar piretrina.
  • Cochinillas: son a menudo un gran problema en plantas como el laurel, donde resulta difícil distinguir estos pequeños insectos de forma ovalada, dado que parecen ampollas pequeñas. Para combatirlas, haz uso de un insecticida de actividad sistémica como el dimetoato.
  • Caracoles y babosas: estos depredadores nocturnos pueden constituir un problema grave, porque agujerean las hojas, los brotes, los tallos y las flores y provocan un daño considerable a las raíces bajo tierra. Contrólalas químicamente a través de cebos envenenados que contengan metaldehído. Por otro lado, un platillo lleno de cerveza atraerá a estos animales y se ahogarán en el líquido.
  • Mosca blanca: estas polillas pequeñas de color blanco emprenden en vuelo cuando el follaje de la planta que ha sido invadida se agita. Para combatirla deberás hacer uso de la piretrina cada 7 o 10 días antes de que ponga sus huevos.
  • Botritis: también conocida como moho gris, afecta principalmente a las flores o frutos. El tejido dañado de la planta deberá ser rociado con un producto químico como el benomil.
  • Manchas en las hojas: algunas plantas se pueden infectar por bacterias u hongos, generando una decoloración de las hojas o la aparición de manchas marrones pequeñas o grandes. Trata la planta lo más antes posible, haciendo uso de un fungicida como el benomil o un líquido que contenga cobre.
  • Moho: existen dos formas de moho: el polvoriento y el pubescente. El polvoriento aparece con un polvo de color blanco sobre las hojas y, en ocasiones, también en las flores. A medida que se propaga, el crecimiento de la planta se torna irregular. En el caso del moho pubescente, surge cuando las condiciones ambientales son frías y húmedas y se presenta con manchas velludas en las zonas ocultas de las hojas. Rocía la planta con un fungicida como el benomil, o bien, alguno que contenga zineb o thiram. También puedes espolvorear las plantas con azufre en flor cada 10 o 14 días, pero deberás asegurarte de que el azufre no causa ningún daño a tus plantas.

Te recomendamos leer: Conociendo a los enemigos de las plantas – Parte 2

A la hora de combatir plagas y enfermedades del patio, deberás leer muy bien las instrucciones del fabricante antes de hacer uso de un pesticida. Asimismo, tendrás que prestarles atención a los niños, los animales salvajes y domésticos y los alimentos, que deben estar lejos de los productos químicos.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta