Flor ave del paraíso (Strelitzia reginae) es una planta herbácea perenne también conocida como estrelicia, flor de pájaro, pájaro de fuego, flor de la grúa, flor de pajarito y estrelitzia, la cual al solo mirarla te cautiva por su incomparable belleza. Es originaria de Sudáfrica y se adapta a países como Venezuela, Panamá, Costa Rica, Nicaragua, Colombia y Ecuador, entre muchos otros.

flor-ave-del-paraiso-cuidados

Características de la flor ave del paraíso

Es una planta de gran desarrollo y vigorosidad, puede alcanzar una altura de 1 m a 1,5 m. Las hojas son persistentes, grandes, de color verde grisáceo, pecioladas, de forma oval y oblonga, cuya nerviación es aparente, crespada y ondulada. El tallo sostiene unas 8 flores formadas por grandes sépalos de tono amarillo anaranjado con tres pétalos de color azul intenso.

Cuidados de la flor ave del paraíso

flor-ave-del-paraiso

Se cultiva en climas cálidos, subtropicales y mediterráneos en jardines todo el año. En exterior a una temperatura no menor de los 5˚C. Para que pueda florecer requiere de una temperatura de los 10˚C. Además, necesita de 4 a 6 horas de luz, a plena exposición solar.

El viento puede causar daño como rasgado en las hojas y deshidratación, por ello la importancia de barreras naturales. Pueden prosperan en la mayoría de suelos, aunque los idóneos son aquellos que están bien drenados, muy profundos, ricos en materia orgánica con un pH de 7,5.

Una vez que están asentadas pueden sobrevivir al riego, sobre todo en el invierno. Sin embargo, en el verano requiere de un riego regular. En cuanto al abono se debe colocar un compost o fertilizante.

Se multiplica por división o semillas. Las semillas deben estar en remojo durante 24 horas a una temperatura ambiente, después poner 30 minutos en agua a una temperatura de 50˚C, sin llegar a los 60˚C. Sembrar secas en arena esterilizada a una temperatura de entre 20 y 30˚C en total oscuridad. Cuando hayan brotado las semillas, transplantarlas en macetas. Esperar al menos 4 años para su primera floración.

Dentro de las enfermedades susceptibles se encuentra la Srelitzia reginae, la cual se debe a la podredumbre de la raíz y es causada por el hongo Fusarium moniliforme que se desarrolla en suelos con humedad excesiva.

Una flor que destaca en cualquier parte, ya sea en el jardín, como un hermoso detalle en una cesta de flores o en majestuosos centros de mesa que harán resaltar por su colorido y espectacular plumaje.

Imágenes cortesía de: pixabay, pixabay,

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta