Hoy en día se pueden observar los palets como parte de la decoración del hogar, ya sea en muebles, lámparas y otros accesorios. Así que en la jardinería también pueden emplearse, ya sea como macetas rústicas, o bien, para crear un huerto espectacular e innovador.

Huerto palets

Quizás también te pueda interesar: Herramientas básicas para nuestro jardín

El hacer un proyecto ecológico es algo sencillo de realizar, y si a eso le aunamos elementos reciclados es todavía mejor. Así que hecha un vistazo a estos pasos y haz tu propio huerto con unos cuantos palets.

Crea un huerto con palets de manera sencilla

Huerto con palets

  1. No hace falta tener una gran cantidad de cosas, ya que se puede comenzar a elaborar un pequeño huerto. Tan solo se debe tener unos 3 o 4 palets de madera, los cuales son muy fáciles de conseguir. Asimismo se requiere de una malla plástica de uso agrícola, siendo el elemento central del huerto.
  2. Además, se emplean varios utensilios como martillo, taladro, brocha, sierra, tornillo, pincel (de cerdas gruesas), barniz (ecológico) y lijas. La mayoría se pueden pedir prestados si es que no se tienen y no está dentro de los planes adquirirlos.
  3. Desmontar los palets, teniendo cuidado de que no se rompan, por lo que se debe tomar el tiempo necesario. Cuando se tengan desarmados, pasar los bordes con la sierra y después darle un baño de barniz con la ayuda de la brocha.
  4. Ahora hacer una estructura para el huerto con la ayuda de tornillos y martillo. Puede ser de la forma que uno elija, por tanto se puede dividir en varias secciones, de forma sencilla, rectangular, cuadrada, hexagonal. Solo es preciso hacer una base lo suficientemente resistente. Es más puede tener cierta altura, por lo que incorporar unas patas será más que suficiente.
  5. Distribuir una malla plástica, la misma que debe quedar encima de la base, con el fin de impedir que el agua y la tierra pueda entrar en contacto con los palets y a la larga dañarlo.
  6. Ya solo resta disfrutar del huerto con productos orgánicos que pueden cultivarse por uno mismo. Así que después será necesario adquirir tierra, abono, hortalizas, hierbas, así como herramientas para poder plantar las semillas necesarias.

Solo basta un poco de tiempo, muchas ganas y un buen proyecto para plasmarlo en un huerto único y maravilloso. Seguro los vecinos querrán uno igual y, con ello, se fomenta el tener productos orgánicos con tan solo salir al jardín.

Compartir

1 COMENTARIO

Dejar una respuesta