La Kniphofia es un género que antiguamente se conocía bajo el nombre de Tritoma, y se encuentra compuesto por aproximadamente 75 especies distintas de plantas herbáceas, semirrústicas y perennes, todas originarias de África. Se trata de plantas vivaces, ligeramente rizomatosas, sin tallo, aunque en ocasiones puede presentarlo. Forma una masa de hojas en la base, siendo estas lineales de manera larga y estrecha, y frecuentemente presentan un nervio central.

kniphofia

El tallo floral de la Kniphofia surge casi siempre por encima de la masa de hojas con una altura variable, terminando en una espiga densa, formada por flores amarillas, aunque también pueden ser rojas anaranjadas o blancas. El Tritoma constituye un género de aspecto homogéneo, en el cual las distintas especies se diferencian entre sí por aspectos secundarios. Sus espléndidas variedades hortícolas constituyen grandes aciertos para los jardines.

Cuidados culturales de la Kniphofia

La Kniphofia precisa de terreno fresco, ligero, con buen drenaje, dado que la humedad en las raíces puede pudrirlas. La mejor época para plantar la Tritoma es a comienzos del otoño, aunque también puedes hacerlo en primavera, abriendo un agujero para que las raíces puedan extenderse en toda su longitud. La distancia de plantación se sitúa entre los 50 – 60 cm. Es conveniente cortar todos los tallos florales marchitos.

En invierno y en zonas de frío intenso, es preciso que mantengas protegida a la Kniphofia mediante paja o turba, que tendrás que incorporar en terreno en primavera. También es útil atar las hojas entre sí en invierno para protegerlas. Aunque los tallos florales suelen tener una altura considerable, son lo suficientemente robustas para no precisar de ningún tipo de soporte.

Propagación del Tritoma

La forma más simple y eficaz a reproducir la Kniphofia es a través de la división de mata existente. Esta operación debe llevarse a cabo en primavera, empleando las matas más tupidas y espesas. Los retoños obtenidos tienen que enfrentarse directamente en el emplazamiento definitivo, regando en abundancia para favorecer la emisión de raicillas.

También puedes usar las semillas de Kniphofia para su reproducción y realizar la siembra en primavera al aire libre. Las plantas tendrán que permanecer en el vivero durante un año antes de ser trasladados al lugar definitivo. Mediante la semilla solo es aconsejable multiplicar las especies y nunca las variedades.

Aunque el Tritoma es una planta rústica, hay una plaga denominada trips que puede ser muy dañina, ya que provoca la deformación de las hojas, decoloración y manchas en las mismas. Combátela con un insecticida a base de malathion.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta