El lirio de los pantanos también conocido como Crinum, es una planta grande y delicadamente bella, con flores y bulbosas. Suele exhibir flores todos los meses similares a los lirios. Existen aproximadamente 100 especies de origen asiático, africano y americano. El lirio de los pantanos tiene bulbos largos con cuellos alargados que sobresalen de la superficie de la tierra; cuando las plantas envejecen estos forman vástagos, y se pueden usar para la reproducción.

lirio de los pantanos

Quizás también te pueda interesar: Cuidados culturales del Cotiledón

Las hojas anchas y carnosas de la Crinum en forma de cintas surgen del bulbo hasta alcanzar una altura de 90 cm o más. Las flores tienen forma de trompeta y suelen medir 15 cm de largo. Uno de los ejemplares más populares es la Crinum x powelii, un híbrido mucho más resistente que las especies de esta variedad de colores. A mediados de verano desarrolla ramilletes de flores similares a los lirios, de color rosa malva.

Cuidados del lirio de los pantanos en primavera y verano

Cultiva tus plantas en un buen compost, prepara tu propia mezcla con una parte turba de esfognum, dos partes de tierra y un poco de arena fina; coloca una buena capa de guijarros de arcilla en el fondo del recipiente para asegurar un buen drenaje.

Utiliza una maceta de 2,5-5 cm más grande que el bulbo que piensas plantar, o bien, coloca dos bulbos juntos en un recipiente de 30 cm de diámetro o en un macetero; plántalo con el cuello del bulbo sobresaliendo ligeramente de la tierra.

Los Crinum odian ser perturbados, de manera que tendrás que cambiarlos de maceta en primavera cada tres años. Durante este tiempo de intervalo, pódalos en los extremos, sustituyendo la capa superficial de la mezcla con compost nuevo.

Coloca tu planta en un sitio soleado pero protegido, orientada al sur o al oeste. Mantenla bien regada durante la primavera y verano y agrega un fertilizante líquido al agua cada tres semanas una vez que surja el tallo de la flor y hasta que esta se marchite.

Cuidados en otoño e invierno

crinum-americanum-2060534_1280

Una vez que las flores se hayan marchitado, las hojas se volverán amarillas y, a mediados del otoño, habrán muerto. A partir de este momento y durante el invierno, el compost deberá permanecer seco. Si vas a dejar las macetas en el exterior de tu casa, tendrás que cubrir la tierra con paja y arpillera. Lo mejor será llevarlos al interior de tu casa en invierno, o bien, dejarlos en un invernadero.

No hay comentarios

Dejar una respuesta