Luz solar para nuestro jardín.

Hay varios métodos para que nuestro jardín este iluminado por las noches.
El más corriente y demandado últimamente son los farolillos con recarga solar. Estos farolillos son los más cómodos de poner y de instalar.

Lo primero que debemos hacer es un pequeño estudio de nuestro jardín para saber cuántos faroles solares vamos a necesitar para crear un ambiente a nuestro antojo. Una vez hecho esto, podemos adquirir el número exacto de faroles. Hay que tener en cuenta que los faroles entre si son diferentes, ya que unos dan más cantidad de luz que otros y sus baterías son más resistentes que otras. Todos los faroles solares funcionan con leds, que son unas bombillas minusculas, elige aquellos con mayor número de leds posible, aquellos que más se ajusten a tu presupuesto. Cuantos más leds tiene, más alumbran y más presupuesto necesitamos.

Una vez de vuelta en casa pondremos los faroles al sol y los tendremos con el interruptor en off al menos un día, para favorecer su carga completa, después ya podemos ponerlos en automático para que ellos solos se pongan en marcha cuando el sensor le indique la ausencia de luz.
Ahora ya solo queda situarlos en el lugar elegido para cada uno. Para ello hay que clavarlos en la tierra siendo el lugar preferible un lugar que dé directamente el sol el mayor número de horas. Cuantas más horas del sol directo mas recargaran sus baterías haciendo que la luz nocturna perdure más horas.

5239100farolaningh

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí