El hormigón es un componente que ha tenido gran demanda en las grandes construcciones. La mejora en los materiales y los avances técnicos han permitido que se pueda trabajar con distintas formas y espesores, lo que ha aumentando su adaptabilidad. Considerando al mobiliario de hormigón como tendencia por su funcionalidad y pasando a formar parte en espacios interiores y exteriores como gran elemento de decoración.

Mobiliario-de-hormigón

Características que ofrece el hormigón

Mobiliarios-de-hormigón

El hormigón tiene gran estética y aporta las siguientes características:

  • Extrema dureza. Sus consistencia no es su única ventaja, ya que sirve de pantalla al sonido. Esta característica se considera importante porque funciona como un aislante, lo que contribuye al confort del espacio donde se le coloque. Asimismo, genera rebotes acústicos desde afuera y también puede crear desde adentro, siendo excelente.
  • Gran conducción de calor. Esto hace que sea ideal para su instalación, sobre asilamientos y suelos radiantes.
  • Porosidad. Sellar de manera correcta los poros y tratarlos con materiales protectores, evita que se manche. Si tiene un resultado irregular con varios tonos en la superficie, puede ser una gran ventaja.
  • Maleabilidad. Constituye la principal ventaja, ya que es un material moldeable y se puede llegar a adaptar la forma que uno desea. Una vez que toma la dureza, el hormigón permanece inalterable por mucho tiempo. Es un material duro, lo que lo hace excelente para el mobiliario urbano, complementos para baños y barandas.
  • Limpieza. Resulta muy fácil de limpiar, tan solo habría que necesitar agua caliente y jabón. Si tiene suciedad incrustada, es preciso un limpiador suave.
  • Ignífugo. Rechaza la combustión y protege contra el fuego.
  • Durabilidad. Material muy resistente que no requiere de mucho mantenimiento. La vida útil se mantiene en perfectas condiciones y puede llegar a superar los 100 años.

Tipos de hormigón

Hormigón-mobiliario

La densidad, las proporciones y su uso, dependerá el tipo de hormigón.

  • Ordinario. Es el resultado de la mezcla entre elementos áridos de varios tamaños, cemento, arena, grava y agua.
  • En masa. Este tipo no requiere de estructuras internas de acero y solo resiste esfuerzos que se relaciona con la compresión.
  • Ciclópeo. Este tipo contiene en su interior piedras que no superan los 30 cm.
  • Armado. Es el más común por contener estructuras de acero en su interior que se han colocado de manera equilibrada. Es excelente para resistir cargas de tracción y compresión
  • Postensado. La armadura de acero se tensa después de que el cemento haya fraguado y endurecido.
  • Pretensado. Es una mezcla que lleva una armadura de acero y está diseñada para ser tensionada en función a la tracción después de verterlo. La prentesada puede ser antes de colocar la mezcla fresca.
  • Sin finos. Este tipo no contiene arena pero si árido grueso.
  • De alta densidad. Este se fábrica con áridos de densidad superior como hematita, magnetita o barita.
  • Aireado o celular. Hay que incorporar aire u otros gases a la mezcla, lo que genera un concreto de baja densidad.
  • Autocompactante. No requiere compactación debido a una dosificación de aditivos superplastificantes que facilitan su compactación por su propio peso.
  • Otra variante es el microhormigón o microcemento para crear una estética concreta.

Alternativas para mobiliario de hormigón

Las alternativas como mobiliario de hormigón son amplias debido a sus múltiples acabados. Si se quiere una superficie llana, se usa una combinación de cemento y arena fina para lograr suavidad y regularidad al tacto, de un tono gris mate. Si se requiere brillante, habría que usar terminaciones acrílicas o resina epoxídica, además de un alisado que le resta porosidad y protección. Una gran opción es combinarlo junto con otros elementos como silicona, resinas, plásticos o madera. Mesas, sillas, taburetes, barandas, encimas o lámparas se construyen de hormigón, lo cual trae consigo 2 ventajas.

  1. Multifuncionalidad de los elementos
  2. Facultad para hacer un mobiliario por uno mismo de manera práctica y fácil. Incluso en internet hay tutoriales y cursos de hormigón, aunque lo ideal es acudir con los expertos.

Los mobiliarios de hormigón son estructuras seguras, elementos arquitectónicos y muy atractivos con un sinfín de posibilidades, siendo un material excelente. Así que es una gran opción para decorar tu espacio verde o jardín.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí