Que gratificante es ver que nuestros árboles y plantan están sanos. No obstante que los cítricos requieren de numerosas necesidades para crecer fuertes y, por ende, dar frutos de calidad. Así que si has notado que las cáscaras de los cítricos se agrietan, conoce  los motivos para prevenirlo.

Cítricos agrietados

No dejes de leer: Árboles frutales de crecimiento rápido

Qué pasa que los cítricos se abren de esta forma

Uno de los cítricos más comunes para cultivar es la naranja. Así que esto pasa por lo regular en mandarinas y naranjas, pero no en toronjas (pomelos).

La cáscara se abre porque el agua y los azúcares de la planta circulan de manera rápida y la planta no tiene el tiempo suficiente para producir corteza ni para contener la pulpa.

Un exceso de líquidos hace que la cáscara explote. Tal situación se da en árboles jóvenes. La mayoría de estas situaciones se da en el verano y el otoño.

Los árboles con una gran cantidad de frutos suelen ser los más afectados. La corteza se abre estacionalmente y esto es por el resultado del poco cuidado de la planta, así como la humedad y la temperatura.

La fruta verde es más frecuente que se abra. Dicha grieta puede variar, de leve hasta exponer la pulpa que tiene dentro.

Cómo prevenirlo

Cítricos

La cáscara agrietada es el resultado de los pocos cuidados del cultivo.

Los problemas de riego pueden ocasionar dicha situación. Así que en el invierno, el árbol requiere de 2 a 5 mm de lluvia a la semana.

Mientras que en la primavera esto debe incrementarse a 10 mm y en la temporada de calor hasta 25 mm por semana.

Otro problema es la fertilización. Las necesidades de nutrientes deben estar entre 500 y 1kg de nitrógeno por año.

Así que el aporte nutricional debe dividirse en 3 o 4 períodos. Esto va a evitar que las cáscaras se partan y agrieten.

El estrés del árbol es una causa de la rajada de cítricos. Los vientos secos y cálidos desecan el árbol y, por consecuencia, secan la planta. Entonces la planta chupa la humedad y la reseca.

Una lluvia abundante es otro motivo. El agua va directo a la fruta, lo que hace que se hinche demasiado hasta partirse. Las raíces jóvenes son más susceptibles a ello.

Como te podrás dar cuenta son varias las razones por las que el fruto puede abrir su piel, por lo que habría que estar al pendiente de sus cuidados para evitar que esto pase.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí