El Nidularium es una planta atractiva que forma parte de la familia de las bromelias. Es muy fácil de cuidar y muy decorativa. Su roseta puede llegar a alcanzar hasta 45 cm de diámetro y cada una de sus brillantes hojas verdes y puntiagudas se encuentra bordeada de una hilera de espinas cortas y grisáceas. Lo más atractivo de esta planta son sus flores que crecen desde el centro de la roseta en verano hasta superar la altura de las hojas. El tallo de flores se encuentra cubierto por brácteas de color verde rematado por una cabezuela formada por brácteas triangulares de color rojizo, puntiagudas, que envuelven las flores blancas. También existe una variedad que posee atractivas brácteas amarillas.

Nidularium

Quizás también te pueda interesar: Plantas que comen insectos ¡Conócelas!

Cuidados en primavera y verano

La roseta de Nidularium posee una corta vida, dado que florece una vez y después muere lentamente. Produce retoños que florecen la temporada siguiente o al siguiente verano, dependiendo de los desarrollados que estén. Corta la vieja roseta, que ya ha florecido en la primavera a unos 5 cm de la base de la planta, teniendo cuidado de no dañar los retoños. Trasplanta las rosetas a una maceta una medida mayor, haciendo uso de una mezcla compuesta con dos partes de compost y una de turba.

Mantén a tu planta en un lugar sombrío y riega la copa central abundantemente. Mantén el compost húmedo. Usa agua de lluvia y agrega un fertilizante líquido cada 2 o 3 semanas. Cambia el agua de la copa una vez al mes.

El Nidularium disfrutará de una temperatura de alrededor de los 24 °C y de una atmósfera húmeda, así que rocía las hojas con agua regularmente. Corta las flores apenas se hayan marchitado.

Cuidados del Nidularium en otoño e invierno

La temperatura invernal del Nidularium oscila entre los 15 y 18 °C, pero nunca deberá ser inferior a los 13 °C. Riega solo para que la copa central siempre esté llena de agua. Vacíala una vez al mes y llena nuevamente de agua fresca. Pulveriza agua sobre las hojas una vez a la semana y agrega un poco de fertilizante al agua. Mantén la planta en un sitio umbrío, resguardado de las corrientes de aire frío.

¿Qué te ha parecido esta información sobre el Nidularium? ¿Lo conocías? Deja tus comentarios.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta