Hay muchísimas plantas distribuidas por todo nuestro planeta y algunas de ellas son muy curiosas y atractivas como estas plantas africanas que compartiré a continuación. ¡Conócelas!

Te recomendamos leer: Kalanchoe pinnata, una planta ornamental de uso medicinal

Kalanchoe (Kalanchoe pinnata)

La Kalanchoe pertenece a la familia de las crasuláceas y es una de las plantas africanas más lindas que hay en nuestro planeta. Se trata de una planta crasa erguida, glabra, ramificada, con tallos moteados que puede alcanzar los 60 cm de alto. Sus hojas son carnosas, simples o trifolioladas, y miden entre 5 y 8 cm de largo mientras que sus flores son tubulosas, péndulas, de 3,5 a 4,5 cm de largo; florecen en primavera- verano.

La Kalanchoe es ideal para el jardín, el balcón y el macetero. Se adapta muy bien y es muy fácil de cultivar, siempre y cuando le proveas un suelo suelto y arenoso, una ubicación soleada y una atmósfera seca.

Esta planta no tolera heladas extremas y su riego debe ser cada 7-10 días en el verano; evita el anegamiento. Abona con 10-20 g de harina de huesos en primavera y propaga por hijuelos que crecen en el borde de la hoja. Afortunadamente, es una planta resistente a las causas parasitarias.

Licopodio (Selaginella kraussiana)

Imagen: Franco Giordana

El Licopodio es una planta pequeña postrada, ramificada formando un manto cespitoso, que pertenece a la familia de las selagineláceas y tiene su origen en las Islas Azores, Sudáfrica.

Sus hojas son escamiformes, de 1-2 mm de largo, de color verde claro, mientras que sus flores son muy pequeñas y se encuentran agrupadas en espigas cortas apenas visibles; florecen en primavera.

El Licopodio está destinado al interior; dado que no tolera temperaturas inferiores a los 10 °C. Por tanto, su adaptación es dificultosa. Para cultivar la Selaginella kraussiana deberás utilizar un suelo suelto y fértil; un sustrato con turba, resaca de río y tierra negra en partes iguales. Asimismo, deberás colocarla a media sombra y regarla cada 3 días en el verano.

Además, no te olvides de realizar riegos periódicos con una solución de sulfato de amonio. Provéele una atmósfera húmeda y propágala por esqueje o división de mata en primavera-verano.

Senecio bolita (Senecio herreianus)

Se trata de una planta postrada con tallos finos y articulados que pertenece a la familia de las compuestas y es de origen sudafricano. Sus hojas son esféricas, suculentas, y puede llegar a medir de 6 a 7 milímetros de diámetro, mientras que sus flores son pequeñas, blanquecinas y poco vistosas; rara vez florecen en verano.

Por otro lado, es una planta destinada al interior, aunque deberás proporcionarle una posición iluminada si es posible con luz solar directa. Provéele un sustrato arenoso, un recipiente poco profundo, y una atmósfera casi seca.

Riega escasamente, cada 3 o 4 días durante el período de crecimiento y abona con 3-5 gramos de harina de huesos en primavera. El Senecio bolita es resistente a las causas parasitarias y tolera hasta 5-6 °C. Por último, si deseas propagarlo hazlo por esqueje en primavera.

¿Qué te ha parecido este post sobre plantas africanas? Deja tus comentarios.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí