Pulsatilla vulgaris o Anemone pulsatila también se le conoce como Flor de viento o Sangre del danés. Pertenece a la familia Ranunculaceae y es originaria de Europa y América del Norte.

Pulsatilla vulgaris planta

Quizás también te puede interesar: Cola de caballo, planta decorativa de grandes propiedades

Características de la Pulsatilla vulgaris

Es una hierba perenne, cuyo tamaño no suele superar los 50 cm de altura. La cual es de un rizoma corto, vertical con algunos penachos. Las hojas son basales con pecíolo, pedúnculos pilosos, los lóbulos son lineales a largos, estrechas con pelos blancos. La flor es en forma de campana, de color púrpura, con 6 tépalos en dos verticilos, del mismo tamaño. La superficie exterior es de color blanco brillante, pilosa, de muchos estambres, anteras, de color amarillo y el gineceo separado, por varios pistilos. El fruto es de color marrón grisáceo con la punta pilosa.

Cuidados de la Pulsatilla vulgaris

Pulsatilla vulgaris

Es una planta que puede convertirse en ideal para rocallas, donde son visibles desde lejos por su hermosas flores y brillantes colores.

En cuanto al cultivo requiere de las mismas condiciones que en la naturaleza, es decir de un lugar húmedo y un suelo humífero de manera permanente.

A pesar de ello, las plantas una vez que se han establecido son capaces de tolerar cierta sequía. Además, agradece las exposiciones soleadas si se atiende sus necesidades de humedad en el sustrato. Aunque en zonas calurosas es mejor cultivarse en un lugar de semisombra.

No requiere de poda, tan solo es suficiente eliminar las partes dañadas y el mal estado.

En cuanto a la multiplicación debe hacerse en el otoño para efectuar la división de mata. Las cabezas de las semillas son muy vistosas y parecen cabezas con mechones de plumas suaves. Ahora bien, para su propagación se destina tanto las semillas que se emplean maduras o esquejes.

Propiedades

Se le conoce por sus grandes propiedades medicinales, pero al ser una planta peligrosa cuando está fresca es aconsejable seguir la opinión del médico.

Infusión: se debe obtener 4 g de hojas y flores en polvo de la Pulsatilla vulgares y verterla en 200 ml de agua hirviendo. Filtrar el liquido después de 4 horas y beber la mitad para minimizar la fiebre. El restante después de una hora.

Alcoholato: se debe obtener 10 g de flores y hojas secas de la Pulsatilla vulgaris. Unir 25 ml de alcohol de 90˚ y dejarlo macerar durante 5 días. Colar, verterlo en un frasco y tapar. Poner en maceración con otros 25 ml de alcohol de 90˚, mezclar y dejar durante 5 días. Tomar 30 gotas al día dividido en tres veces para la neuralgia.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta