Cuando se complica el regar las plantas, porque no se tiene una manguera o el aspersor no está a una distancia requerida, la solución es tener un riego casero para poder humedecer las macetas y, con ello, evitar que las plantas puedan sufrir por la falta de agua.

riego-casero-macetas

Así que solo se necesitan un par de cosas para armar un riego muy fácil y rápido.

Riego casero con botellas plásticas

Para realizar el riego casero se debe tener 2 botellas plásticas (una de tamaño mediano y la otra más grande), navaja y agua. Empezar cortando las botellas por la mitad de modo que se reserva la mediana de la parte superior y la grande de la parte inferior (donde tiene la boquilla). Ahora solo es necesario llevar a la maceta que se quiere regar e insertar la botella mediana y poner agua. Enseguida colocar encima la botella grande con todo y la tapa. Eso es todo para que al momento de que el sol empiece a elevar la temperatura, el agua que se encuentra en el recipiente se condense en la cúpula de la botella y caiga el agua a la tierra, lo que va a propiciar el riego automático solar, con el fin de que las raíces obtenga el líquido necesario.

Riego casero con cordeles

riego-casero

Para realizar esta técnica se debe tener una cubeta, cordeles largos y agua. Colocar la cubeta cerca de la maceta que se quiere regar con un poco de agua, ahora poner el extremo de un cordel en la cubeta y otro extremo dentro de la tierra de la maceta. Así la filtración se irá generando de a poco para que las raíces tomen el líquido suficiente.

Riego baño de inmersión

Cuando se tiene un pequeño viaje y no hay alguien que pueda cuidar las plantas y las flores esta técnica de riego es muy efectiva. Tan solo se debe llenar la bañera (si no se tiene una tina amplia).  Ahora colocar las macetas tantas como se puedan de manera paulatina, de esta forma el follaje, las flores, los arbustos se van humedeciendo de a poco. Algunas plantas de interior como potos, marantas, anturios, begonias y cactus estarán perfectas si se mueven por unos días, gracias al baño de inmersión.

Sin duda estos métodos de riego son muy fáciles y las plantas lo van a agradecer. ¿Conocías estos riegos?¿Te sabes otros? Cuéntanos cuál te resulta mejor.

Imágenes cortesía de: elbalconverde, ecologiaverde

No hay comentarios

Dejar una respuesta