Saponaria officinalis también conocida como Planta del jabón o Jabonera. Pertenece a la familia de las Cariofiláceas, del género Saponaria, conformando por 30 especies de plantas perennes, anuales y bianuales. Siendo originaria de Europa central y meridional, aunque hoy se puede encontrar de forma silvestre en Asia y Norteamérica.

Saponaria officinalis planta

Te invito a leer: Maranta leuconeura, planta cuyo comportamiento de sus hojas es único

Características de la Saponaria officinalis

Planta que no supera los 20 cm de alto. De tallos muy ramificados y porte rastrero.

Las hojas son lanceoladas, glabras, que miden de entre 3 a 5 cm de longitud.

Las flores son semillas, de color rosa vivo, rosa pálido, rojo o blanco. Florece en el verano.

El fruto es una cápsula que contiene numerosas semillas.

Cuidados de la Saponaria officinalis

Saponaria officinalis

Es un ejemplar que se emplea en rocallas, borduras, macizos bajos o para terrazas y balcones.

Precisa de una exposición a pleno sol a temperaturas altas.

Al ser una planta rústica puede llegar a prosperar en cualquier suelo, pero es mejor si es arenoso e incluso junto al mar.

La plantación deberá ser en un lugar definitivo en el invierno tras pasar las heladas (si existe).

El riego debe ser en forma ligera todas las estaciones del año.

El abono es a base de un fertilizante mineral un par de semanas antes de la floración.

Es una especie que puede ser susceptible al ataque de los pulgones.

Se multiplica por medio de semillas sembradas en la primavera en la ubicación definitiva, o bien, por división de mata al momento de la plantación.

Usos

Especie medicinal. Las hojas son ricas en vitamina C, siendo esencial para fortalecer el sistema inmunológico.

Así que al realizar decocción se usa para aliviar la dermatitis y los forúnculos. En cosmética se emplea para cuidar la piel cuando se tiene la presencia de acné y picores.

El rizoma de la Saponaria officinalis se extrae un jabón natural que puede servir para la limpieza facial y el cabello.

Modo de preparación

En una olla vierte 50 g de rizoma de la Saponaria officinalis, una cucharada de hojas de salvia, una cucharada de abrótano macho, una cucharada de hojas romero y un litro de agua.

Lleva al fuego y pon a hervir durante unos minutos. Apaga, deja reposar, cuela y envasa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí