Scadoxus multiflorus antes denominada Haemanthus multiflorus. El pequeño grupo de las Scadoxus estaban incluidas en el género Haemanthus, pero ahora forman agrupaciones distintas. Pertenece a la familia de las Amaryllidaceae, que acoge numerosos géneros y especies bulbosas. El origen del género se localiza en los bosques tropicales de Sudáfrica. También se le conoce como flor de sangre, lirio de sangre, lirio de bola de fuego, Blood lilly y centella.

scadoxus-multiflorus

Quizás te pueda interesar: Crocus, bulbosas de invierno 

Características del Scadoxus multiflorus

La singularidad en el desarrollo de esta bulbosa radica en que a diferencia de otras, esta produce su floración antes y luego el follaje. El bulbo es de unos 5 cm. Las hojas son grandes, lanceoladas de color verde esmeralda, el nervio central es muy pronunciado y los bordes ondulados.

scadoxus-multiflorus-flor

Sus inflorescencias son numerosas y espectaculares como bolas de fuego de color de naranja o rojo coral. Goza de una larga duración que la hace súper atractiva, por lo que suele emplearse como flor cortada.

Los frutos son de color verde y se tornan rojos al madurar, y es justo en esta etapa que se puede emplear para propagarla. Las plantas tardarán alrededor de 3 años en florecer.

Cuidados del Scadoxus multiflorus

Scadoxus multiflorus cuidados

Los bulbos se pueden plantar directamente en el suelo, o bien, en grandes contenedores pero siempre en un grupo para poder disfrutar de una buena floración, ya que el bulbo solo va a producir una flor por temporada.

Así que por ello se debe ubicar en un lugar fresco con una iluminación intensa algo difuminada. Los lugares sombreados la hacen perfecta para cultivarse en interior.

A finales de la primavera aparece el único tallo que genera innumerables flores pequeñas agrupadas que logran formar una esfera de un tamaño considerable.

Cuando la floración va decayendo, aparece el follaje compuesto por un pequeño grupo de hojas. Tras lo cual se pueden desenterrar los bulbos para protegerse hasta que pase la fase de reposo.

Precisa de sustratos fértiles y ligeros, con una humedad moderada pero constante. Además, conviene regarla frecuentemente en el período de crecimiento, pero sin encharcar. Por ello es necesario un buen drenaje, ya que de lo contrario puede pudrirse en bulbo.

En cuanto el abono se deben utilizar específicos para bulbos, de equilibrio nutricional, ya sea en compuestos líquidos o granulados. Incluso es importante colocar la dosis que especifique el fabricante, sino será contraproducente.

Imágenes cortesía de: fracass.be, theogram, Rudd de block

1 COMENTARIO

Dejar una respuesta