La aeroponía es un proceso de cultivo que va tomando mayor fuerza. Y aunque es una técnica un poco más compleja que la tradicional, es importante conocer todo sobre ella para elegir lo mejor para que las especies se desarrollen de forma óptima y vigorosa.

Aeroponía

Quizás también de puede interesar: Paso a paso para hacer un cultivo hidropónico

Qué es la aeroponía

La aeroponía es el proceso de cultivar plantas en un entorno de niebla sin el uso de suelo o sumergiendo la raíz parcial o total en una solución nutritiva. El primer sistema aeropónico se desarrolló gracias al Doctor Franco Massantini, en la Universidad de Pia Italia, creando columnas de cultivo.

El principio de esta técnica es hacer crecer las plantas en un lugar cerrado o semi cerrado, pulverizado con aspersores con una solución rica en nutrientes. Generándose un microambiente con alta humedad relativa, lo que va a producir raíces suspendidas en el aire y, por ende, cosechas de gran calidad.

Cómo funciona el sistema

Sistema aeroponía

Las raíces de la planta están separadas por una estructura de apoyo parecida al sistema de raíz flotante. Esta estructura es rígida para poder soportar la planta y cuenta con varias perforaciones para poder colocar los recipientes con la plántula.

El contenedor debe ser impermeable al agua y de un tamaño correcto.

Los cultivos aeropónicos favorecen el acceso de aire para que las plantas tengan un desarrollo óptimo con todos los requerimientos. Además, dichos cultivos permanecen aislados de enfermedades y agentes patógenos, siendo un plus.

Pros y contras

Dentro de los pros, se puede enlistar los siguientes:

  • Cuenta con una buena aireación del microambiente radicular, lo que va a generar un crecimiento vigoroso.
  • El gasto de nutrientes y agua es mínimo en comparación con otros sistemas.
  • Es de fácil manejo y se puede realizar a baja o gran escala.
  • Al desarrollar las raíces suspendidas en un sistema cerrado y en penumbras no se producen algas.
  • Alto rendimiento por planta y área.

Mientras que los contras son:

  • El costo de instalación es alto.
  • Si existe poca higiene, se puede llegar a infectar las raíces de las plantas, lo que sería fatal.
  • Un mal manejo de la solución nutritiva, puede afectar la producción.

¿Qué te parece este sistema?¿Habías escuchado alguna vez sobre él? ¿Tienes planes de incluirlo en tus cultivos? Si es así, no dudes en contarnos tu experiencia para que más personas se animen a probarlo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí