Los relojes de sol

Los relojes de sol son la forma más antigua de leer la hora, y han estado en uso por varios miles de años. El historiador griego Herodoto afirmaba que los caldeos y los babilonios (habitantes de un área que hoy es parte de Irak) habían sido los primeros en usarlo. Colocaban varas verticales en sus edificios y miraban la posición de la sombra para conocer el paso de las horas. El concepto fue desarrollado por los griegos y romanos, quienes construyeron varias formas diferentes para poder leer la hora y la estación del año. Normalmente, ésos eran discos con “gnomons” (instrumentos que daban sombra) verticales u horizontales, y líneas horarias marcadas sobre el disco. Con los años se crearon modelos más elaborados, hasta la llegada de verdaderos relojes, que convirtieron al reloj de sol en un elemento decorativo más que en un instrumento de medición.

304

La pregunta es. “¿El reloj de sol puede medir el tiempo correctamente?”. A esta pregunta podríamos responder con las palabras de Alicia en el País de las Maravillas: “Depende de qué se entienda por correctamente”. Nuestros relojes funcionan en base al concepto de que hay exactamente veinticuatro horas entre un día y otro. Pero, a causa de la naturaleza elíptica de la órbita terrestre, el tiempo que mide el reloj de sol variará de acuerdo a las estaciones. En febrero, según nuestros relojes modernos, el sol está “retrasado” casi quince minutos, mientras que en primavera y verano gana y pierde entre cuatro y seis minutos en dos ciclos. En el otro extremo, en noviembre el reloj de sol parece estar adelantado unos diecisiete minutos. De hecho, el reloj de sol es prociso sólo cuatro días del año, alrededor del 15 de abril, el 14 de junio, el 2 de septiembre y el 25 de diciembre. Algunos relojes de sol incluyen una tabla que muestra las desviaciones de la “hora estándar” según la fecha.

La hora que marca el reloj de sol varía mucho con la ubicación del disco. El sol viaja a través del cielo a un promedio de quince grados por hora, entonces cada grado de longitud representa una diferencia de cuatro minutos con el meridoano estándar para cada región. El ángulo del gnomon tambien depende de la situación, por lo cual, para regular correctamente un reloj de sol usted necesita conocer la latitud y la longitud del sitio donde lo ha colocado. el gnomon debe ser colocado en el ángulo (medido en grados) que equivale a la latitud de su domicilio. Por lo tanto, se lo puede regular apuntando a la Estrella Polar. Hay varias formas de lograrlo, la más fácil de las cuales es usar un compás ajustado a la variación magnética.

301

Si ha leído hasta este punto, habrá llegado a la conclusión de que un reloj de sol es mucho más que una pieza decorativa para el jardín. Si ésto ha despertado su interés, usted no está solo. Hay Sociedades de Relojes de Sol en todo el mundo.

Se han establecido algunos rastreadores para relojes de sol en distintos sitios. Un ejemplo es el Rastreador de Relojes de Sol del Támesis en Londres, Inglaterra. Allí se exhiben distintos diseños. Un ejemplo, conocido como Reloj de Sol Humano, usa la sombra de una persona de estatura media para indicar la hora. Otro, el Reloj de Sol digital, suena como una contradicción en las palabras, pero en realidad es simplemente un diseño bastante inteligente.

Muchos relojes de sol llevan frases escritas en sus discos. A menudo tienen un tono serio, pero también las hay de estilo más ligero y divertido.

Todos estos relojes los puedes adquirir en Garden Center Ejea.

Articulo encontrado en webdehogar.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí