Bellis perennis también conocida como Margarita de los prados, Margarita menor, Margarita del prado, Chirivita, Bellis , Dormilona, Mancerina, Maya o Bellorita. Pertenece a la familia Asteraceae y es originaria del sur de Europa y norte de África.

Bellis perennis cuidados

Quizás también te pueda interesar: Torvisco de los pirineos, arbusto con flores aromáticas

Características de la Bellis perennis

Es una planta considerada como bianual. Puede llegar a alcanzar una altura de los 45 cm. Las hojas son dispuestas en roseta basal, de un contorno oboval-espatulado, con un nervio central, pecioladas y el margen crenulado. Las flores vienen en botones compactos y su color es muy variado (rosa, blanco, amarillo y rojo, entre otros). Florece en las 4 estaciones.

Cuidados de la Bellis perennis

Bellis perennis

Esta planta es ideal para jardines, ya que se usa para formar macizos y parretes. Así como para plantar en rocalla o prados.

Prácticamente crece en todo tipo de climas, aunque no es capaz de tolerar las heladas fuertes, ya que prefiere los fríos para estimular la floración. Así que en temperaturas extremas, lo más conveniente es protegerla cubriéndola con ramas de conífera o paja.

En cuanto a los suelos tampoco es muy exigente. Pero pueden prosperar en el suelo normal de jardín al que se le puede añadir un poco de arena para que este muy bien drenado. Se puede trasplantar en cualquier momento, incluso en plena floración.

El riego debe ser abundante en períodos de crecimiento, sobre todo en el verano cuando hay presencia de calor.

El abono puede ser con estiércol maduro, aunque también acepta los abonos líquidos.

Las plagas y enfermedades que pueden dañar a la Bellis perennis está el hongo Septoria, el cual origina manchas en las hojas. Además, la podredumbre por Botrytis citérea que produce una desecación en tallos y hojas, recubriéndolo de un moho gris, que en atmósfera seca no se desarrolla. También puede tener presencia de Trips y ciertos virus.

La multiplicación se da por división de las macollas en el otoño, o bien, mediante semillas. La época de siembra es a finales del verano y principios del otoño

Usos

Esta especie se ha empleado de manera constante, gracias a sus numerosos beneficios. La flor contiene saponinas y resulta eficaz para curar los eczemas. Mientras que las hojas jóvenes son comestibles. En cuanto a los capítulos florales cuenta con taninos, aceites esenciales, ácidos orgánicos y saponósidos que le brindan grandes propiedades expectorantes, antitusivas, sudoríficas, cicatrizantes, diuréticas y para ayudar a controlar la presión.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta