Tipos-alimentos-vegetales

Conoce los tipos de alimentos vegetales

Por lo regular, usamos la palabra vegetal para referirnos a todo tipo de plantas, concretamente a frutas, vegetales y hortalizas que se usan comúnmente para la alimentación. Sin embargo, encontrar la definición adecuada de esta palabra no es sencillo y precisa de hablar de ello a profundidad. Así que si quieres conocer más acerca de los tipos de alimentos vegetales que existen y ejemplos de estos, sigue leyendo.

El vocablo etimológicamente viene del latín «vegetāre» vivificar o estar vivo y del sufijo  «al» que indica relativo, concerniente o perteneciente, también del latín medieval «vegetalis».

Tipos alimentos vegetales

Tradicionalmente, la palabra se usa para referirse aquellos organismos con una escasa o nula capacidad de respuesta ante su medio, refiriéndose a algas, plantas y hongos.

Sin embargo, es común usar el término planta de manera informal. Pero el término vegetal se ha usado desde la antigüedad, aunque la botánica moderna ha dejado el término obsoleto.

Características de los vegetales

Cuando hablamos de un vegetal, nos referimos a un ser orgánico capaz de reproducirse y que crece de manera voluntaria en un lugar fijo. Las características de los vegetales son:

  • No tienen capacidad de locomoción voluntaria.
  • La mayoría de ellos son fotosintéticos.
  • Están formados por tallo, raíces y hojas en su mayor parte, pero además de flores y frutos en ciertos casos.
  • Son seres vivos eucariotas.
  • Son autótrofos.
  • Las células vegetales tienen una pared celular propia con base de celulosa.

Clasificación de las plantas comestibles

Las plantas comestibles resultan esenciales para la supervivencia de los seres vivos humanos. Se usan como nutrientes y cada grupo difiere por su tamaño y otros rasgos particulares. Se emplea en la preparación de diversas recetas de cocina. Hay plantas que se consumen en su totalidad, es decir el tallo, la raíz, la flor y las hojas. Mientras que otras se ingiere solamente algunas partes como los frutos, las hojas o la raíz.

Una de las clasificaciones predominantes de las plantas comestibles son:

Plantas comestibles
  • Plantas comestibles primarias. Son aquellas especies con semillas importantes como las legumbres, las gramíneas o los tubérculos.
  • Plantas comestibles complementarias. Se dice que se desarrollan, crecen y fructifican en ciertos períodos, estaciones o temporadas.

Las características específicas dependen del grupo al que pertenece. Algunas plantas crecen durante el invierno y otras en el verano, además pueden ser perennes o de estación.

Tipos de alimentos vegetales

Cuando hablamos de los vegetales como parte de la dieta humana, es habitual dividirlo según la parte que nos comemos. Así que consideramos hortaliza a todas las plantas de las que nos alimentamos. Estas se distinguen según si comemos su raíz o sus hojas.

En este sentido, los tipos de alimentos vegetales son:

Alimentos vegetales
  • Bulbos. Son la parte que se encuentra entre la raíz y el tallo. En algunas especies crece como reserva de alimento y agua. Dentro de los ejemplos está la remolacha/betabel, el ajo y la cebolla.
  • Raíces. Es el órgano con el que la planta absorbe los nutrientes y resulta de un gran valor alimenticio en muchas especies. Dentro de las más conocidas está el nabo, la zanahoria y el rábano, que gracias a la selección artificial hoy en día son mucho más carnosas y aptas para el consumo.
  • Tubérculos. Generados en las raíces de algunas plantas, son reservas de sustancias con el mayor aporte de hidratos de carbono entre las plantas y se consideran muy nutritivos. De los más conocidos está el boniato o batata, la patata, el ginseng, la yuca, la chufa y el ñame.
  • Tallos. El tallo es la parte de la planta que le da estructura y sostiene hojas, flores y frutos y, también puede ser un gran alimento. Sus funciones principales es el transporte de nutrientes y sustancias entre la raíces y hojas y, el aporte de sustentación. Incluso en algunos tipos de plantas, el tallo puede presentar funciones especiales, como la de almacenamiento de nutrientes en los tubérculos o presencia de zarcillos y plantas trepadoras. Los ejemplos más característicos son el espárrago, el puerro/poro y el apio.
  • Hojas. Este es el tipo más común. Son de las partes más visibles y reconocibles de las plantas e incluso son unas de las más importantes. Estas son responsables de captar la luz y llevar a cabo la fotosíntesis que da energía a la planta, así como la respiración vegetal. Y aunque hay una enorme variedad de clases de hojas y características. Dentro de ellos encontramos la espinaca, la lechuga, la rúcula y la acelga.
  • Frutas. Representa un porcentaje importante de los productos vegetales que consumimos. De hecho, se siguen buscando día con día nuevas variedades de las especies más populares. Entre los frutos más apreciados y nutritivos se encuentra la manzana, el pepino, el aguacate y el tomate.
  • Semilla. La semilla es esa parte dura en la mayoría de los frutos que, si se siembra en condiciones correctas, puede dar lugar a una nueva planta, siendo de gran importancia en el reino vegetal. Así que la semilla es el resultado de la reproducción sexual de la planta, por lo que es un nuevo espécimen que será distinto de las plantas. Este contiene el embrión y nutrientes. Algunas de las más consumidas así son el sésamo, la chía, habas, la quinoa, la calabaza y el lino.

Usos de los vegetales

De los usos más importantes de los vegetales, es en la industria alimenticia, tanto en la humana como en la de los animales domésticos. Los alimentos vegetales son aquellos que tienen propiedades benéficas para el consumo humano de alguna de sus partes.

Los vegetales producen oxígeno mediante la fotosíntesis, pero su impacto es mucho menor que el del oxígeno producido por las algas marinas.

Vegetales tipos

Los vegetales se emplean como elemento de decoración y paisajístico, desde las plantas ornamentales en jardines, a las zonas de grandes y parques que mejoran la calidad de vida.

Los tipos de vegetales que existen son innumerables, todos ellos con características únicas, ubicación, tamaño, reproducción, duración y fuente de alimentación. Así que la importancia de las plantas comestibles para el ser humano es indiscutible, ya que sin ellos la vida no sería posible y ayudan a mantener la biodiversidad y el equilibrio de los ecosistemas. Asimismo, existe una multitud de tipos de frutales silvestres con grandes ventajas que vale la pena considerar.

Total
1
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos relacionados