Dama de noche (Cestrum nocturnum) también conocida como huele de noche, galán de noche, Jazmín de noche, cestro o zorrillo. Se destaca por sus flores grandes, fragantes y nocturnas, la cual proviene de las regiones tropicales del continente americano. Pertenece a la familia de las solanáceas.

dama-de-noche-fragancia

Características de la Dama de noche

dama-de-noche

Es un arbusto tropical que puede alcanzar los 5 metros de altura. De hojas perennes, lo que significa que durante todo el año se conserva verde, aunque puede perderlas durante el invierno. Las hojas son verdes y alargadas con flores en forma de trompeta de color amarillo pálido a blanco con un aroma muy peculiar.

Cuidados de la Dama de noche

flor-dama-de-noche

La dama de noche crece y se desarrolla en la mayoría de los suelos con un buen drenaje. No resiste temperaturas bajas, por ello debe permanecer bajo techo en áreas donde hay heladas o temperaturas inferiores a los -2˚C.

El riego debe ser cada 2 días en verano y un par de veces a la semana en invierno. La falta de humedad ocasiona que las hojas se caigan, mientras que el exceso tiene como consecuencia las hojas amarillas y manchas oscuras.

Aplicar un abono compuesto que contenga quelato de hierro para que la planta este más verde.

Es recomendable podarla una vez al año después de la floración para que el año próximo brote con más fuerza. Lo ideal es hacerlo a comienzos del verano, de este modo se logran dos cosas. La primera es la de evitar que crezca demasiado, lo que perjudica su aspecto y la obliga a consumir muchos ingredientes. La segunda es que obtiene otra floración durante la misma temporada.

La multiplicación se puede obtener a través de las semillas o por esquejes a finales de la primavera o comienzos del verano. En este caso, conviene colocarla bajo un sustrato que incluya turba y arena húmeda. Posteriormente en una media de sombra a una temperatura de los 20˚C.

Las plagas que más afectan a estos arbustos son los pulgones, las moscas blancas y las arañas rojas. Por lo que es conveniente tenerla bajo supervisión para evitar ataques. De hecho si la hoja se enrolla, lo más probable es que haya sufrido ataque del pulgón.

Hay que destacar que todas las partes de este arbusto son tóxicas, sobre todo, su savia y las pequeñas bayas blancas que brotan después de la floración.

Imágenes cortesía: plantas.facilisimo, Don Perucho, blogdejardineria,

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta