Las las iridáceas comprenden más de 2000 especies agrupadas en 66 géneros. Esta familia está constituida por plantas herbáceas, perennes y bulbosas distribuidas por todo el mundo. En este post, compartiré contigo 3 plantas de la familia de las iridáceas. ¡Toma nota!

Te recomendamos leer: El gladiolo despliega atractivos colores durante los meses estivales

Gladiolo (Gladiolus gandavensis Van Houtte)

El Gladiolus gandavensis, también conocido como Gladiolo, es una planta bulbosa de tallo erguido de 0,6 a 1,2 metros de altura, perteneciente a la familia de las iridáceas. Perfecta para el jardín, apropiada para cortar.

Cuenta con hojas lineares y muy apretadas al tallo; flores grandes, reunidas en una inflorescencia unilateral. Variedades de color rosa, blanco, rojo, amarillo, violeta, que florecen en verano.

Provéele un suelo suelto, fértil y levemente ácido; sustrato con turba, resaca de río y tierra negra, así como también luz solar directa; una atmósfera húmeda y un riego abundante, cada dos días.

Por otro lado, utiliza 300 g de harina de huesos en primavera cada metro cuadrado, y propaga por bulbo plantado en primavera. Esta planta es poco afectada por las causas parasitarias y no cuenta con resistencia al frío.

 

Fresia (Fresia refracta)

La Fresia refracta, también conocida como Fresia, es una planta con bulbo macizo, revestido por una túnica fibrosa, de 20 o 40 cm de altura, perteneciente a la familia de las iridáceas y de origen sudafricano. Perfecta para el jardín, balcón y macetero.

Cuenta con hojas estrechas, largas, verde oscuras, de 15 centímetros de largo; flores grandes, acampanadas, de 4 cm de largo, reunidas en inflorescencia, colores variados, que florecen en verano.

Provéele un suelo fértil, suelto y profundo con arena, resaca de río y tierra negra, así como también luz solar directa; y un riego cada tres días durante la brotación y floración, después se suspende.

Por otro lado, utiliza 300 gramos de harina de huesos por metro cuadrado, y propaga por bulbos plantados a mediados del invierno. Esta planta es poco afectada por las causas parasitarias y no tolera las heladas.

Lirio (Iris germánica)

 

La Iris germanica, también conocida como Lirio, es una planta herbácea perenne provista de un rizoma rastrero que puede alcanzar entre 60 y 90 cm de alto. perteneciente a la familia de las iridáceas y de origen europeo. Perfecta para el jardín y el balcón.

Cuenta con acintadas de 45 cm de largo por 1,5 a 3 cm de ancho, erguidas y de color verde claro; flores grandes perfumadas en número de 3 a 6, purpureas o de color violeta en las formas espontáneas. Blancas, amarillas, rosadas y azuladas en la forma de híbridas cultivadas, con una cresta de pelos amarillos en la base. Época de floración fines de invierno hasta comienzos del verano.

Provéele un suelo calcáreo, fértil sin estancamiento de agua, así como también luz solar directa; una atmósfera seca, y un riego escaso, cada semana durante la floración y cada 30 días al resto del año.

Por otro lado, utiliza harina de huesos por metro cuadrado de cantero en otoño y primavera, y 50 g de fertilizante completo por medio cuadrado al comenzar la floración, y propaga por división de rizoma en verano. Esta planta tolera las heladas y es afectada por la podredumbre del rizoma, evita suelos húmedos o anegables.

¿Qué te ha parecido este post sobre plantas de la familia de las iridáceas? Deja tus comentarios.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí