Pocas flores pueden competir con “la reina de las flores”, la peonia. Sus grandes cabezas de flores con pétalos ondulados vienen en una amplia gama de colores: blanco, amarillo, rosa, coral, rojo, etcétera. Además, tienen un aroma dulce y duran mucho tiempo en un jarrón. Por ello, no es de extrañar que sean muy solicitadas para jardines y terrazas a la vez que para bodas y otros eventos importantes, ya que son unas fantasticas flores de corte.

Origen de las Peonías.

Con más especies nativas que ninguno otro país del mundo China fue la primera nación donde se puso en valor sus excepcionales características y belleza. En los países del este simboliza buena fortuna, prosperidad, honor y un feliz matrimonio. La peonía fué introducida en occidente debido a sus características y beneficios medicinales, para luego asentarse por su belleza y por su natural tendencia a producir nuevas formas y colores, haciendo de ella una planta muy interesante para creadores y finales consumidores.

Existen alrededor de 40 especies de peonías que crecen de forma espontánea en el mundo natural. Las especies de las peonías arbóreas tienen 5 pétalos o incluso menos en su forma salvaje. Sin embargo las peonías herbáceas originalmente tienen muchos más pétalos, la mutación natural combinado con siglos de trabajos y cruces han creado cientos de formas actualmente disponibles en el mercado.

Tipos de peonías.

Hay tres tipos de peorías cultivas en estos días, las peonias arbóreas o peonias de árbol, que son capaces de producir tallos duros capaces de soportar las flores y hojas, quedando las ramas erguidas cuando estas pierden la hoja en otoño. Por otra parte tenemos las peonías arbustivas que si que pierden completamente en otoño hojas y ramas quedan la planta a nivel de suelo y unas ultimas peorías denominadas Peonias Itoh o Interseccionales  que son capaces de combinar lo mejor de las anteriores formas, sus tallos son lo suficientemente fuertes para soportar la floración no requiriendo soporte adicional. Estas aparecieron en la década de los 70, y destacan por la abundante floración y un mayor periodo de la misma.

Todas estas peonías son de muy larga vida de 50 a 100 años es muy normal, encontrándose ejemplares muchísimo más longevo. Son relativamente muy resistentes a las plagas y enfermedades, tampoco son atractivas para animales del bosque como conejos o ciervos. Quizás debemos de tener cuidado con los limacos y caracoles.

Tipos de flor en Peonías.

Para ayudar en la identificación de las peorías, la Sociedad Americana de Peonias las ha clasificado por el tipo de flor que presentan en 6 formas. Peonia Simple, Peonia Japonesa, Peonia Anémona, Peonia Semi-doble,  Peonia Doble y Peonia Bomba o Bola.

Peonia Simple

Peonias con tipos de flores individuales consistentes en una sola fila de pétalos que rodean el centro de los carpelos productores de semillas y estambres portadores de polen. Son conocidos por su capacidad para resistir bien la lluvia. Las peonías híbridas de una sola flor pueden ser estériles y no producir semillas o polen viable.

Peonia Semi-doble

Las formas semidobles tienen cinco o más pétalos de protección externos y con un centro de más pétalos mezclados con estambres o tienen un centro prominente de muchos estambres. El carpelo interno productor de semillas puede tener alguna transformación en petaloides delgados decorativos. A veces, una flor semidoble puede aparecer tan llena como un tipo doble hasta que uno inspecciona de cerca los estambres y carpelos.

Peonia Japonesa

Las peonias de flores japonesas son más decorativas en el centro que las formas simples y semidobles. Los estambres se transforman principalmente en estaminodos decorativos. Estas formas florales también se mantienen bien bajo la lluvia.

Peonia Anemona

Esta peonía es una forma de peonía japonesa avanzada, los estambres centrales se transforman en pétalos estrechos llamados petaloides. El carpelo interno con semillas no se ha transformado y aún puede conservar la funcionalidad. Las formas de flores de anémona aguantan la lluvia mucho mejor que las peonías de flores dobles.

Peonia Bomba

Formas de flor de bomba Las formas de flor bomba están a un paso de una forma de doble peonía completamente transformada. Siempre hay una fila exterior de pétalos de protección que rodean un círculo interior de estambres completamente transformados en pétalos. En apariencia, la forma aparece como una bola de pétalos colocados sobre una fila de pétalos de protección planos.

Peonia Flores Dobles

Estas peonías con mucho, son la forma de flor más popular. Todos los estambres y carpelos se transforman en su mayoría en pétalos decorativos anchos. Desafortunadamente, la densa masa de pétalos captura la lluvia, se carga con el peso extra y se cae. Apoyar las plantas con ‘soportes’, seleccionar variedades compactas o variedades con tallos fuertes, previene los efectos decepcionantes de una lluvia intensa en las flores.

Ojos de peonía
Ojos de peonía listos para brotar

Peonías híbridas 

Denominaremos estas variedades como el resultado del cruce de padres de dos especies completamente diferentes. Los híbridos generalmente florecen antes que las peonías de jardín, generalmente carecen de brotes laterales y la mayoría no tiene fragancia en absoluto. Sin embargo, las peonías híbridas tienen un trasfondo genético más amplio y, como resultado, producen flores vívidas de amarillo brillante, rojo verdadero, coral deslumbrante, rosas luminiscentes o destellos de color que irradian desde los pétalos internos.

Adaptación de las peonías

Además de ser populares, son muy fáciles de cultivar y prosperan en casi todos los climas. La mayoría de las peonias son herbáceas, aunque existen algunas especies arbustivas que pueden llegar a alcanzar hasta 2.5 metros de alto.

Casi todas las peonias son caducas, aunque hay algunos ejemplares perennes. De jóvenes el follaje es bronce y al llegar el otoño se torna de un color rojizo intenso. En primavera cada tallo nuevo finaliza en una o más flores grades, parecidas a las rosas, que cuenta con estambres cortos en el centro. Dependiendo de las variedades, las peonías florecen desde la primavera y durante el verano.

Una vez establecidas las peonías florecerán de forma abundante durante muchísimos años, incluso se dice que pueden vivir más de 100 años si las cuidas adecuadamente. Estas hermosas flores prefieren en pleno sol, por lo que deberás proveerles al menos seis horas de luz solar ininterrumpidas.

Aunque se adapta a cualquier tipo de suelos, el agua estancada puede ser todo un problema, así que asegúrate de encontrar uno que tenga un buen drenaje. Cava un hoyo dos o tres veces más ancho que la raíz y enmienda el suelo con una buena dosis de estiércol descompuesto o compost habitual y harina de huesos.

Presta muchísima atención a la profundidad de la plantación: si plantas las raíces en profundidad no florecerán, por lo que estas deben quedar justo debajo de la superficie del suelo. Por otra parte, colócalas a un metro de distancia.

Recuerda que los tipos de flores dobles precisarán estacas adicionales para mantener sus grandes cabezas de flores. Las lluvias fuertes pueden lastimarlas, así que asegúrate de mantenerlas protegidas.

Te recomendamos leer: Ixia, una hermosa planta con florecillas coloridas en forma de estrella

¿Qué te ha parecido este post sobre por qué la peonia es considerada la reina de las flores? deja tus comentarios.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí