Campanula carpatica también conocida como Campanillas, Rapunzel, Farolitos de los Cárpatos, Campánulas. Es originaria de norte de Italia y la explicación de sus nombre se debe a sus flores en forma de campana que simboliza alegría y fragilidad, siendo de la familia Campanulaceae.

Campanula carpatica planta

Quizás también te puede interesar: Plantas para cubrir el suelo del jardín

Características de la Campanula carpatica

La cámpanula es una planta de porte rastrero o erguido. Suele alcanzar una altura de los 10 a los 25 cm, por lo regular se cultiva como bianual aunque en lugares de clima benigno puede comportarse como perenne. Los tallos son de color verde y las hojas pueden ser de distintas formas (alargadas, en forma de corazón, dentadas, lanceoladas, redondas, de color verde oscuro, verde glauco, verde claro o verde grisáceo). La flores tienen forma de campana más o menos abierta, estrellada, poco colgantes, de color blanco, lila, azul, rosa, violeta o púrpura.

Cuidados de la Campanula carpatica

Campanula carpatica

Planta muy usada en macizos y rocallas, así como terrazas, balcones y como flor cortada. Al ser una especie que necesita de poca energía para crecer rápido, es necesario completar un espacio considerable para su crecimiento.

Es resistente y vive en lugares soleados y en sombra, pero precisa de luz natural, sobre todo en las mañanas.

Los cuidados son sencillos, tan solo basta con que tenga la tierra húmeda, que sea caliza y con buen drenaje.

El riego es moderado, pero con cuidado de no encharcarla. La poda debe hacerse solo para retirar las flores viejas y, con ello, que pueda prosperar una floración vigorosa y sana.

La floración tiene lugar desde mayo hasta agosto. Durante el período que sigue de la floración, es preciso suministrarle un fertilizante mineral soluble mezclado con agua de riego.

La multiplicación puede hacerse por semilla en otoño, o  bien, por división de mata en la primavera a finales del verano.

En cuanto a las enfermedades, la que pudiera ser susceptible a la planta es la podredumbre del cuello. Esto se debe a que permanece la tierra húmeda por mucho tiempo y la temperatura es elevada, ocasionando la muerte de la planta. Incluso puede ser atacada por la roya.

Una planta que por su belleza y fácil cuidado vale la pena reverenciarse en el jardín o como centro de mesa en un lindo florero o ramo ¿La conocías?¿Qué color de flor piensas que luce más?¿Te gusta? Cuéntanos tu experiencia.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta