Los acolchados son una labor complementaria al cultivo, los cuales consisten en la protección de los terrenos frente a la evaporación excesiva de plantas, así como competidoras. Por lo que es importante tenerlos presentes para cuando la situación lo ameríte.

acolchados-plantaciones Quizás también te pueda interesar: Fertilizantes orgánicos hechos a base de plátano

Acolchados para plantaciones

Corteza de pino: se usa directamente sobre la plantación. Existen de distintos tamaños de corteza y los más finos se emplean creando una película perfecta para evitar la nascencia de hierbas.

Corteza de pino cribada: es todavía más fina y, con ello, se logra que el acabado sea aún más parejo. Ideal para zonas con plantaciones finas.

Paja: es de la mejor para acolchados de huerto. Ahora bien, si es una paja que ha permanecido a la intemperie desde el año pasado e incluso ha tenido un período de descomposición, va a dar la función de acolchado, además de un aporte de materia orgánica a la tierra para hacerla más fructífera. Para lograr que la paja se descomponga lo antes posible se emplea un acelerador de compostaje con nutrientes para que las bacterias, hongos y algas responsables de dicha descomposición puedan alimentarse y realizar la función sin ningún tipo de inconveniente. Si no se utiliza este producto, tomaría los nutrientes de la tierra quitándoselo a las plantas.

Grava o arlita: ideal para proteger la tierra y retener la humedad en rosales, arbustos y setos.

Restos de siega de césped: se puede utilizar para acolchado, siempre y cuando estos hayan pasado la primera fermentación, para que al tener contacto con la hierba no exista calor y tenga la temperatura normal.

Triturado de ramas y restos de poda: este tipo es bueno para árboles. Las ramas trituradas son ricas en celulosa y carbono. La degradación es lenta, por lo que al colocarla alrededor de los troncos no se debe preocupar por la maleza y el abonado.

Ventajas del acolchado

acolchados

  • Protege la tierra de las radiaciones solares fuertes.
  • Conforme se va descomponiendo, va aportando nutrientes del suelo y mejorando su estructura.
  • Mantiene la tierra con cierto grado de humedad, evitando que se reseque.
  • Evita tener que labrar la tierra, ya que al estar cubierta no se apelmaza.
  • Proporciona sombra evitando hierbas indeseables.
  • Mantiene aireación y compresión de la tierra.

El acolchado se debe aplicar cubriendo toda la superficie para poder liberar toda la corteza que pueda quedar encima de la mata. Es preciso colocar una capa de unos 3 o 4 cm de corteza y por último regar la plantación.

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta