Está a la vuelta de la esquina esas bajas temperaturas, por lo que preocupa que esas plantas del jardín puedan estar en riesgo tras el frío. Sin embargo, ya no hay de que preocuparse, tan solo es llevar a cabo cualquiera de estos métodos para que esas plantas que son delicadas no noten el frío y puedan seguir creciendo con total normalidad.

metodos-resguardar-plantas-frio

Quizás también te puede interesar: Plantas que pueden resistir muy bien el frío

Métodos para proteger

metodos-resguardar-plantas

Primer método

Este método requiere de recipientes de plástico. Pueden ser unas botellas recicladas para crear un mini invernadero, ya que además de proteger la planta del frío, va a provocar que la botella genere algunos grados más que afuera.

Incluso va a mantener la humedad, lo que resulta estupendo para aquellas plantas y flores que precisan cierta humedad ambiental. Para ello se debe tener recipientes de un tamaño adecuado, es decir, que tengan las dimensiones para que al estar la planta adentro no se doble. Luego lavar perfectamente y cortar la parte del cuello (donde se encuentra el tapón). Hacer una pequeñas perforaciones y listo, ya solo resta colocarla sobre la planta.

Es recomendable destapar de vez en cuando o cuando este más cálido para evitar que se hagan hongos. También se puede colocar un fungicida para poder prevenir.

Este método se puede usar cuando se tienen pocas plantas, aunque también resulta útil en aquellos casos de germinación precoz para proteger las semillas o plántulas que han germinado antes de tiempo.

Segundo método

Es una técnica es muy eficaz cuanto se trata de proteger árboles, ya sea que estén en maceta o en el suelo. Para ello se emplea una manta térmica, la cual está hecha de tal modo que va a evitar que las plantas sientan el frío, lo que sería equivalente a un gran abrigo.

Son económicas y no aportan un peso extra. Tan solo es cortar el metraje requerido y envolver esas plantas delicadas. Para impedir que se mueva es necesario colocar una soga, así que solo se fija, pero sin ejercer mucha presión para no dañar la planta.

Tercer método

Este método es excelente para cuando se tienen plantas hortícolas sembradas y se quiere proteger de las heladas. Para ello es preciso tener invernaderos especiales para huerto. Este tipo de invernaderos se sujetan al suelo y  evitan que las plantas puedan sufrir de esas temperaturas frías.

Estos métodos son simples, pero de gran valor. Solo recuerda que al pasar estas épocas de invierno, es necesario guardar todas las herramientas para que la próxima temporada no nos tome por sorpresa.

Compartir

1 COMENTARIO

Dejar una respuesta